El aguafiestas.

Soy un aguado. Definitivamente, eso es lo que estuve pensando esta semana que acaba de terminar. Y es que durante ese tiempo, hubo una junta en la escuela para los que se gradúan en Junio del 2007. Yo soy de esos, así que pensaba asistir, pero luego de enterarme que era para ver lo de la fiesta de graduación, decidí no ir, ¿porqué? Realmente no soy demasiado afecto a ese tipo de ceremonias, y además es un gasto adicional. Todavía no he dicho que no asistiré a ese evento, pero por el momento tengo otras cosas más urgentes en que pensar, además que todavía falta algo para eso.

 

Lo otro que me hizo ver que soy medio ogro, fue el hecho de que la próxima semana es la novatada de FCA (mi universidad), y yo jamás he ido y esta es la última oportunidad que tengo. La verdad, tampoco pienso asistir y tengo un buen argumento: la mayoría de las personas ahí, se divierten con la combinación de buena música y alcohol. Y no lo pueden negar, porque la mayoría de las anécdotas de la gente que ha ido a esos eventos, es el contar como acabaron todos briagos en algún lado. Si, estoy generalizando un poco, pero como me ha pasado en otras ocasiones, cuando hay una fiesta en la que uno de los principales factores de diversión es el beber, simplemente me siento fuera de lugar e incluso los amigos con los que voy no pueden tomar a sus anchas y divertirse como quieren, pues como no tomo, por consideración a mi, se moderan. Tampoco quiero estorbar, además que como tengo coche, seguramente a mi me tocaría repartir gente al último, y solamente en pensar en que alguien se llegue a vomitar en mi vehículo…me hizo definitivamente el pensar en no ir.

 

 

 “Un par de ogros..¿alguien nota la diferencia? Yo no”

 

Pero tampoco piensen que soy totalmente un antisocial. Hay eventos a los que si me gusta ir, pero sobre todo cuando lo organiza mi grupo de amigos y no una sociedad o consejo estudiantil. Prueba de ello es que anoche (Viernes 6 de Octubre), fui a cenar con los cuates, siendo que por cierto se nos unió Mario (cuate que he mencionado en anteriores entradas y que por cierto, tiene el honor y privilegio de ser la primera persona en ser nombrada en 3 semanas consecutivas. Ahora me debe dinero por eso). La pasamos bien, nos divertimos, y normalmente ese es el tipo de reuniones que me agradan.

 

Por otra parte, les pido que compren Takis Huakamoles , ¿porqué?, es mi botana favorita y la están sacando del mercado, porque incluso ni en Oxxo ni Extra lo venden. Seguramente ha de ser por las bajas ventas, así que por favor, apoyen mi comida chatarra comprando Takis Huakamoles (que el Huaka no es de guacala, ¿eh?)

 

 

En cuanto a música, en estos momentos andaba escuchando la canción “Amiga” (da click aquí para leer la letra..o bájela) que cantan Yahir y Yuridia, muy buena, no se porque al estarla oyendo me puso medio..mal..me pone mucho a pensar. Me pasó algo parecido a lo que cuentan en esa canción, o por lo menos lo imagino/deduzco. Así me sentía, como el que ahí canta. Pero bueno, ya no me meto en donde no me llaman, que termino regañado y molestando. 

 

Ya para terminar, les cuento que dentro de mi una semana es mi cumpleaños. Si, es el próximo 14 de Octubre, el día que me volveré más viejo (así en negritas, pa`que resalte) El que no me felicite, le mandaré una bomba molotov..no es cierto, pero se acepta dinero en efectivo y cheques, e incluso vales de despensa. Bueno, ya me extendí mucho, pero es que no tengo nada más interesante que contar, porque incluso la famosa “misión” (de las que les mencioné, pero no les conté), no ha podido avanzar debido a que estoy muy ocupado en la escuela y no he podido hacer nada mas. Quien me manda a ser estudiante. Ahora si, pasemos a la reflexión.

 

Nunca terminas de conocer a las personas.

 

Ya ven al tramposo de EMV. Cuando tiene una semana muy ocupada, siempre termina recurriendo a frases populares, echas por personas mucho más sabías que él, siendo su único esfuerzo darle su propio punto de vista. Pero bueno, considero que siempre es bueno conocer la opinión de las demás personas, y si estás entrando a este blog y ya llegaste a este punto, es porque en cierta manera te interesa la mía.

 

Creo que sería demasiado perder el tiempo dando una explicación de lo que significa. Cada cabeza es un mundo, un lugar desconocido que incluso ni él mismo dueño de ella llega a conocer en su totalidad. Las personas siempre nos pueden llegar dando sorpresas, como aquella persona que tanto querías termine dándote un enojo o sufrimiento que jamás pensabas que llegaría de él, o el caso contrario de alguien que realmente te caía mal (y le caías mal), y en cierta situación termina haciendo algo bueno por ti que igualmente lo concebías como algo imposible. O ya sin ser exagerado, simplemente te sorprenden con lo que hacen.

 

Sin embargo, siempre me ha resultado interesante que a unas de las personas que, aunque suene raro, muchas veces no terminamos de conocer completamente, es a nosotros mismos. Es como dice esa vieja frase, “Conócete a ti mismo” (utilizada en el 99% de las películas de artes marciales chinas) ¿Quién no se ha visto en alguna situación extraña, extrema o difícil, y terminamos reaccionando de la manera que peor pensábamos? A veces para bien, a veces para mal, pero ante alguna situación difícil, es bastante impredecible saber como reaccionamos. Ha habido ocasiones en que me pasa algo y pensaría que me iba a enojar, y termino siendo indiferente u otras veces algo que pensaba que me iba a alegrar mucho, termina no siendo la gran cosa.

 

Por eso, cuando haya una persona que reaccione  como no esperábamos, tengamos comprensión con ella. Nunca terminamos de conocer a las personas, y si incluso en ocasiones no sabemos como reaccionaremos nosotros mismos, con más razón no esperemos comprender en muchas ocasiones a las reacciones de las personas.

 

El gamer opina: ¿Quieres jugar?

 

Sigo en mi etapa de tener pereza para escribir sobre videojuegos. De hecho, últimamente lo hago solamente porque me pagan por ello, así que mejor los redirecciono a unas reflexiones que realizó José M. Saucedo sobre la situación de los medios de comunicación en México. Aquí les dejo los enlaces:

 

¿Quieres jugar? (Primera parte)

¿Quieres jugar? (Segunda parte)

 

¿Mi opinión al respecto? En todo debe haber un equilibrio, pues si bien es cierto que crear una cultura sobre los videojuegos ayudará a crear un mercado con posibilidades de expansión, la sangre de un negocio es el dinero que entra y siempre en una empresa esa debe ser la prioridad.

 

Tal vez sea muy difícil arriesgarse a crear una publicación 100% freak, porque en este mercado los llamados freaks se creen tan sabios en el medio, que afirman no necesitar revistas y que para conocer de noticias, mejor utilizan el internet. Los consumidores casuales, que normalmente no saben buscar (no conocen Gamespot, IGN, etc..), necesitan un lugar donde les hagan un compendio de los mejores juegos que hay. No quieren incluso tal vez conocer más a fondo, solo quieren divertirse, por lo que únicamente necesitan saber que novedades hay.

 

Entonces, por eso digo que lo mejor es una mezcla de ambos mundos, una revista con enfoque comercial (como las de hoy en día), pero ya aprovechando que tenemos a los casuales leyéndonos, ponerles artículos variados de cultura general, y a ver si aprenden así un poco.

 

Nos vemos en 7 días.

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: